Noticias
VOLVER
10-12-2013
Fotos:
SMN
Valora esta noticia

La comunidad religiosa de los sijs afincada en Gerona reclama poder usar la moto sin el casco obligatorio para todo el mundo. La culpa la tiene el exagerado volumen de sus turbantes, un elemento "sagrado" del que, afirman, no pueden prescindir.