Pruebas
VOLVER
06-11-2022
Apolo
Fotos:
Miki Méndez
Valora esta prueba

La marca Italiana nos presenta para este 2022 una de sus novedades más esperadas, la nueva Leoncino Trail 800. Una moto que toma como punto de partida la solida base de la leoncino 800, incorporando importantes cambios tanto estéticos como en su parte de ciclo y posicionándose así en el sector trail scrambler como una gran opción.

Lo mejor
Relación calidad-precio
Tacto de freno
Estética
Mejoraríamos
Peso
Ergonomía piñas de luces
Ausencia toma USB
Valoración final

Esta Benelli Leoncino 800 Trail se trata de una gran opción de compra dentro de su segmento, ya que el conjunto calidad-precio (8.790 €) que nos ofrece la posiciona como una opción muy interesante para todos aquellos usuarios que deseen tener una Scrambler que derrocha personalidad por sus cuatro costados, pero con aptitudes off-road moderadas, ya que no se trata de una trail pura sino una evolución de un modelo urbanita.

Un cojunto robusto, de consumos contenidos, que estéticamente se proclamara el centro de las miradas allí donde la aparques, y perfectamente utilizable en el día a día tanto en ciudad como fuera de ella. Su inexistente protección aerodinámica, así como su estilizada parte posterior, con la consecuente falta de capacidad de carga, la hacen poco amiga de los grandes viajes. Pero estoy seguro de que se trata de la compañera ideal en esas escapadas que nos harán llegar a recónditos parajes, ya sea por carretera o fuera de ellas.

Segunda opinión

Opinión de Teo Romera

Estéticamente, es una moto muy conseguida. Desde el toque del León, a las branquias pasando por el faro. Pero sin duda el escape recortado es lo que lleva a la Benelli Leoncino 800 Trail a otro nivel. Dado que mido 1.86 m, no todas las motos son cómodas cuando tengo que conducirlas de pie. Sin embargo, su ergonomía está muy bien conseguida tal y como viene de fábrica. De igual forma, en carretera es muy fácil de llevar por cualquier tipo de piloto, con ciertas aspiraciones cuando nos metemos en entornos offroad. Otro punto a destacar es tanto la buena visión de la pantalla TFT de instrumentación, como lo acertado del diseño de sus diferentes pantallas y animaciones. El motor es muy suave, progresivo y muy disfrutable en cualquier tipo de carretera.

Como aspectos a mejorar, el freno es algo brusco en cuanto al tacto delantero. También sus acabados, algo justos pero realmente acordes al precio, que se sitúa muy por debajo de la competencia directa.

 
Más pruebas Trail