21-08-2016
Fotos:
Javier Ortega
Valora esta prueba

BMW dispone en su catálogo de la RS, una denominación que debutó como modelo del fabricante alemán hace cuatro décadas con la R100. A medio camino entre la F800GT y R1200RT, sus capacidades ruteras con tacto deportivo la convierten en una de las motos más versátiles del panorama actual.

Lo mejor
Suavidad de funcionamiento
Capacidad rutera
Polivalencia
Extras opcionales
Mejoraríamos
PVP con extras
Volumen general de la moto

Valoración final

Fácil de conducir, agradable, llevadera, ideal para disfrutar a dúo y divertida, la R1200RS engaña mucho por su conservadora imagen, una moto realmente efectiva en curva, con una buena dosis de par (125 Nm a 6.500 rpm) que te saca de cualquier apuro sin esfuerzos y que hace gala de un consumo ajustado para tratarse de una 1.200 (la autonomía durante la prueba fue de 350 km).
A esta BMW R1200RS se la pueden poner pocos peros y, si no quieres el tamaño de una GT y la estética de las maxi-trail no te convence, quizá sea tu mejor opción para hacer kilómetros sin parar.

Material utilizado en la prueba

Más pruebas Motos

Comentarios