VOLVER
19-08-2018
Fotos:
SMN
Valora esta prueba

Aunque los navegadores han sufrido en los últimos años un duro varapalo debido a las infinitas posibilidades de los smartphones, resisten a fuerza de reinventar sus funcionalidades, sobre todo cuando hablamos de dispositivos pensados para motocicletas. El nuevo TomTom Rider 550 que hemos probado es una buena muestra de ello.

Lo mejor
Conexión WiFi
Diseño y robustez
Facilidad de uso
Posibilidad de personalizar rutas
Mejoraríamos
Precio
Valoración final
TomTom ha resuelto dotando al TomTom Rider 550 de WiFi uno de sus mayores inconvenientes, que era la necesidad de conectarse a un PC para actualizar o planificar rutas. Ahora podemos hacerlo todo "on air" y preocuparnos sólo del destino. Además, TomTom Road Trips se convierte en un lugar ideal para descubrir y compartir rutas, mejorando nuestra experiencia sobre la moto y consiguiendo llegar así a rincones desconocidos sin tener que leer cientos de guías de viaje. Aunque hoy en día los smartphone le han comido mucho terreno y mucha gente pensará que gastarse casi 400 euros en él no es necesario, lo cierto un navegador dedicado sigue siendo la mejor opción por robustez, prestaciones y facilidad de uso, sobre todo ahora que puede incluso interaccionar de forma vocal con nuestro teléfono e incluso leernos los mensajes entrantes.
Comentarios