Noticias
VOLVER
23-08-2015
Fotos:
Valtorón/Javier Ortega
Valora esta noticia

Los hermanos Delgado sólo construyen esculturas rodantes. No viven de ello, ni tampoco venden sus criaturas. Su pasión es fundir el aluminio, las cafe racer y las Kawas. Culto a un oficio prehistórico trasladado a las dos ruedas. Artesanía madrileña en plena era digital. ¡Gloria bendita!

Comentarios