Noticias
VOLVER
Fotos:
SMN
Valora esta noticia

Los chicos de Rufus Racing junto a su perro mecánico se embarcan en la construcción de un cortacésped animado por nada menos que el motor de una Yamaha YZF-R1. Una locura.

Comentarios